Alfabetización financiera: El dinero no lo es todo, tan solo el oxígeno de los proyectos

finanzas-fáciles-para-no-financierosLa formación en finanzas otorga la capacidad de tomar decisiones financieras efectivas mediante la compresión de cómo funciona el dinero, tanto en el ámbito empresarial, como en el de la administración pública, como el de nuestra propia cartera. Por tanto la educación financiera permite ganar, ahorrar, invertir y gastar de manera efectiva con el fin de aprovechar al máximo los recursos financieros con los que contamos (dinero, préstamos, líneas de crédito, capital, etc.).

Mientras que el mundo de la contabilidad y la información financiera es a menudo desalentador para los profesionales sin experiencia en el campo, es sin embargo un área de las más importantes de toda organización, y por tanto precisa que todos sus miembros, sea cual sea su rol, conozcan, comprenda e incluso intervengan profesionalmente, en la toma de decisiones financieras. De hecho, todos los profesionales tomamos decisiones relacionadas con las finanzas, desde las actividades más sencillas como evaluar un ahorro de costes, pasando por dotar de recursos a proyectos, a invertir capital, calcular amortizaciones… el dinero, unidad de medida de las finanzas, es el oxígeno de todas nuestras actividades profesionales.

¿Merece la pena invertir recursos en la alfabetización financiera?

Rotundamente sí. Dotar a cualquier profesional no financiero, de la capacidad para crear presupuestos realistas y eficaces, mejora y potencia la capacidad de su área de negocio para alcanzar los objetivos del departamento y de la organización en global.

+ Sumar la capacidad de comprender la deuda, la forma de estructurarla de manera efectiva, minimizar los intereses y mantenerlos en niveles manejables, es la herramienta definitiva a la hora de planificar económicamente cualquier proyecto.

+ Añadir la capacidad de comprensión de las distintas opciones de financiación para el negocio que existe, y tomar una decisión bien formada sobre qué opción es mejor para cada proyecto y para la organización, por ejemplo decidiendo entre conseguir fondos a través de un préstamo bancario o mediante una emisión de acciones, reduce niveles de riesgo económico, y mejora la disponibilidad real de recursos para los proyectos.

+ Tener la capacidad de evaluar cómo gastar mejor el dinero en efectivo, como por ejemplo evaluar si es más rentable a medio/largo plazo, amortizar ahora deuda, pagar un dividendo, reinvertirlo en nuevos activos, o mantenerla en un interés dando cuenta, es la clave para expandir cualquier negocio de manera sostenible.

+ Comprender el lenguaje, informes, explicaciones y recomendaciones de contables, analistas financieros, banqueros, asesores, permite tener un mayor control de las decisiones.

Con estos “pros”, queda claro que la formación en finanzas para no financieros es una oportunidad para cualquier profesional que desee mejorar, ya que nos guste o no, todos nuestros proyectos dependen del dinero, y su manejo nos afecta como profesionales dedicados a actividades, en principio, no financieros.

Los próximos 22 y 23 de octubre de 2013, volvemos a organizar una nueva edición del exitoso curso intensivo de finanzas para no financieros, impartido por el experto Braulio Iglesia, en el que ya han participado cientos de directos, responsables de departamento, y técnicos de las más diversas profesiones, y al que os invitamos a acercaros y participar:

http://itcformacionyconsultoria.com/curso-de-finanzas-para-la-toma-de-decisiones-empresariales/

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: